El ovetense V. A. C. S. niega que forzase a su hija y sostiene que ésta lo denunció porque «sufrió mucho de pequeña» por una lesión de cadera

V. A. C. S., el ovetense de 66 años acusado de violar a su hija desde que ésta tenía cuatro años y hasta que casi cumplió 18, negó ayer haberla agredido sexualmente. Al tiempo, justificó la denuncia de la mujer, que ahora tiene 35 años, en «lo mucho que sufrió de pequeña» debido a las constantes operaciones derivadas de una luxación de cadera sufrida al nacer. El hombre, antiguo sindicalista de una cervecera, de aspecto pulcro y acicalado, prefirió no hacer declaraciones al final de la primera vista del juicio, celebrada en la sección segunda de la Audiencia de Oviedo.

Leave a reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.